Monthly Archives: enero 2018

  • 0

LA TORRE DEL ORO

La Torre del Oro es uno de los monumentos más emblemáticos de Sevilla. Fue construida en el primer tercio del siglo XIII por los almohades para servir como vigilancia al puerto fluvial sevillano.

Se trata de una torre albarrana, es decir, separada del conjunto de las murallas. Sin embargo se encontraba unida a éstas a través de un  muro que la conectaba con la cercana Torre de la Plata. Tenía una cadena que conectaba con la otra parte del río. Esta cadena enlazaba con otra torre ya desaparecida y de esta manera se podía controlar la entrada de los barcos.

Es de planta dodecagonal. Este tipo de plantas son características del arte defensivo musulmán ya que gracias a su carácter poligonal se podía desviar el ángulo de tiro. Compuesta de tres cuerpos,el más elevado es circular. El segundo es de ladrillos y de planta hexagonal y en el primero se superponen tres plantas cubiertas con bóvedas de arista.

La cimentación de la torre es muy profunda ya que se encuentra junto al río. Al principio tenía un espesor de cinco metros y estaba compuesta de una losa de hormigón con cal. Sin embargo los desperfectos ocurridos por el terremoto de Lisboa, obligaron a hacer obras de restauración en 1760. Por ello se aumentó en seis metros la cimentación, añadiéndole madera de pino para darle más consistencia.

LOS DIFERENTES USOS

Tras la conquista cristiana de la ciudad fue capilla y posteriormente prisión. La leyenda cuenta que en tiempos del Rey Pedro I el Cruel, la Torre del Oro servía como refugio a las damas que éste cortejaba.

En el siglo XVI tenía un estado ruinoso, obligando a las autoridades realizar obras de consolidación. Tal fue su deterioro en el siglo XIX que se pensó en demolerla para ampliar la zona. Sin embargo este proyecto no llegó a realizarse debido a la fuerte oposición del pueblo sevillano. A lo largo del siglo XX se llevaron a cabo restauraciones para mejorar su aspecto y hoy en día alberga un Museo Naval.

Respecto a su nombre, siempre se pensó que se debíaa su primitivo recubrimiento de azulejos con reflejos dorados. Sin embargo en el año 2005 durante las obras de restauración se demostró que esta teoría no era cierta.Los estudios demostraron que el brillo no era debido a azulejos dorados, sino a una mezcla de mortero de cal y paja prensada.

 

IMÁGENES

 


  • 0

LA PLAZA DE SAN FRANCISCO

Situada en el centro de la ciudad, la plaza de San Francisco toma su nombre del antiguo convento que se encontraba donde actualmente está el ayuntamiento.

Aunque en los primeros siglos de invasión musulmana se encontraba fuera de las murallas, con la ampliación de la misma en época almorávide se integra en el interior urbano. En el siglo XIII se producen las primeras edificaciones en la zona, levantándose entre otras el Convento de San Francisco.

Desde el siglo XV se convirtió en el centro de la vida pública de Sevilla ya que en torno a ella estaban las sedes de las instituciones más importantes de la ciudad como el Ayuntamiento, la Cárcel Real y a pocos metros las gradas, la Catedral y el Palacio Arzobispal.  En este lugar estuvo la pescadería más importante de la ciudad, que en 1493 acabo trasladándose a las Atarazanas.

Los usos de la plaza evolucionaron desde la Edad Media. Desde el siglo XIV hasta principios del siglo XVI fue rastro de animales y lugar de mercado de pan, carne, pescado y hortalizas, con sus tenderetes y mesones. Después se utilizó como centro de actividades de cambistas y plateros y talleres de impresores, sombrereros y roperos. Más tarde  la plaza pasó a ser el principal escenario de fiestas regias inmobiliarias y también de autos de fe inquisitoriales y de ejecución de reos condenados. Además, hasta la construcción de la Real Maestranza, en algunos momentos se cubría de arena para las corridas de toros.

LA PLAZA ACTUALMENTE

 En la plaza podemos ver una fuente datada en 1576 rematada por el dios Mercurio realizada por Juan de Bolonia. Sin embargo no siempre ha sido esta fuente la que ha estado en la plaza. Durante un tiempo estuvo la conocida “pila del pato” que hoy en día se encuentra en la Plaza de San Leandro.

Hoy en día es un lugar central en la Semana Santa ya que se llena de palcos puesto que forma parte de la Carrera Oficial y todas las cofradías pasan por este lugar. También cobra especial relevancia en la procesión del Corpus Christi. En esta festividad se coloca una portada para el paso de la comitiva. Por lo tanto, la plaza es desde tiempos antiguos, lugar central y uno de los más emblemáticos de la ciudad.

IMÁGENES

Historias como esta y muchas más podrás descubrir a través de nuestras rutas culturales por Sevilla.


  • 0

LAS ATARAZANAS DE SEVILLA

Las Atarazanas de Sevilla se edificaron en 1252 por orden de Alfonso X el Sabio. Construidas a extramuros, seguramente fueron la reedificación de unas anteriores. Ya en el siglo XII existen escritos donde el califa almohade Abu Yaqub Yusuf mandó el inicio de las obras.

Su función fue la construcción y reparación de galeras. Se ubicaron en el Arenal ya que permitían fácilmente la entrada y salida de barcos al estar esta zona casi al mismo nivel del río. Desde el principio se erigieron como la industria naval de la Corona de Castilla y fue una de las construcciones industriales más importantes y de mayor tamaño de la Baja Edad Media en el continente.

Los reyes de Castilla explotaron este lugar, donde fácilmente se construían veinte o treinta galeras, realizadas con madera de la Sierra Norte de la provincia. Éstas se usaron para las guerras contra los musulmanes y durante la guerra de los Cien Años contra Inglaterra. Sin embargo en el siglo XV se realizaron las últimas grandes galeras y finalmente en 1593 Felipe II prohibió que los barcos fabricados en las atarazanas sevillanas se emplearan en la carrera de Indias, ya que los del norte de España era de mucha mejor calidad.

SUS USOS A PARTIR DEL SIGLO XVII

En 1587 se instaló la Aduana en algunas de sus naves. Las Atarazanas quedaron a partir de ese momento como almacén y como almacenamiento de los artículos que llegaban de América.

Con el tiempo la cota original se enterró y la altura de los característicos arcos gótico-mudéjares bajó en gran medida. La construcción del Hospital de la Caridad en 1641 hizo que éste ocupara cinco naves. La decadencia se acentuó con el paso de la Casa de la Contratación a Cádiz.

En 1719 se instala la Maestranza de Artillería hasta que en 1993 lo adquiere la Junta de Andalucía.A lo largo de los años se han llevado varias obras de rehabilitación, sin embargo hoy en día se encuentra cerrada al público.Están declaradas Bien de Interés Cultural y catalogadas como Monumento Nacional desde 1969. Aunque de las diecisiete naves originales solo quedan en pie siete de ellas, está considerado el astillero medieval mejor conservado del mundo.

IMÁGENES